Fansided ES
Fansided

4 razones por las que los Marlins de Miami no deben cambiar a Luis Arráez

Se dice que la nueva gerencia de los Marlins de Miami estaría abierta a escuchar ofertas por varios de sus jugadores y uno de ellos podría ser Luis Arráez, con quien no consiguieron un acuerdo salarial para 2024 y no parece haber planes de darle una extensión

Miami debe reconsiderar la posibilidad de cambiar a Luis Arráez
Miami debe reconsiderar la posibilidad de cambiar a Luis Arráez / Megan Briggs/GettyImages
facebooktwitterreddit

Hace rato se dice en MLB que los Marlins de Miami escuchan ofertas por varios de sus jóvenes lanzadores (excepto Eury Pérez), pero ahora también se ha sumado un jugador de posición como Luis Arráez a la posibilidad de ser transferido.

Varios elementos parecen combinarse para pensar que el venezolano que ha sido campeón bate en las últimas dos temporadas de las Grandes Ligas puede vestir pronto otro uniforme.

Arráez, de 26 años de edad y a quien le quedan dos zafras bajo control del club, está esperando una extensión de contrato que en Miami no parecen dispuestos a darle, por lo que es muy factible que lo cambien. Pero sería un error, por varias razones.

1. Su aporte ofensivo

Ahí están los números para demostrarlo: desde que llegó en un cambio desde Minnesota, la ofensiva de Miami cambió por completo. Arráez es el bateador consistente que tanto estuvieron buscando y sus más de 200 hits en 2023 son una buena muestra, por no hablar de los dos títulos de bateo consecutivos que ha conquistado. Además consiguió topes personales con 10 jonrones y 69 remolcadas y bateó 30 dobles.

2. Sus proyecciones

Con 26 años de edad, se pierde de vista lo que puede lograr Arráez en su carrera si se mantiene sano. Ya estuvo en boca de todos al coquetear con el promedio de .400, su contacto y habilidad para batear son bien conocidos en el circuito y se espera verlo entre los grandes bateadores de la historia. Todo eso puede estar al servicio de los Marlins si no lo cambian.

3. Su contrato

Es verdad que Arráez podría aspirar a un pacto de $200 millones si se mantiene encendido, pero de momento su contrato es amigable para los Marlins. Pueden mantenerlo este año y el próximo antes de evaluar la pertinencia de darle un pacto multianual. Su salario de 2024 está pendiente de una audiencia de arbitraje, pero se estima en unos $11.3 millones y no será agente libre hasta 2026. Sería una buena idea conservarlo esta temporada.

4. Continuidad en el proyecto

Las decisiones gerenciales han pasado factura a una franquicia que ha tenido a grandes bateadores, pero que no consigue volver a levantar cabeza. Si cambian a Arráez volverán a retroceder en el espacio que ganaron en 2023, quedarán sin opciones de pelear por la clasificación a playoffs y volverán a decepcionar a unos seguidores que ya se habían identificado con el venezolano.